News

Las innovaciones tecnológicas que están cambiando la forma en la que convivimos

24/05/2019

La tecnología y la Inteligencia Artificial (IA) cada vez más forman parte de nuestra vida cotidiana transformando nuestros hábitos de conducta y mejorando nuestra calidad de vida. Badi, la app líder en el alquiler de habitaciones a largo plazo, se basa en estas dos innovaciones tecnológicas para proporcionar una solución más precisa, única y rápida a las crecientes necesidades de vivienda en las grandes ciudades.

Los modelos anteriores que facilitan el alquiler de habitaciones se han centrado en el inquilino y en el potencial del piso, dejando de lado la importancia de la convivencia entre las personas. Pero el éxito de los pisos compartidos suele estar determinado por las personas, más que por las características del piso.  Por ello, Guillem Pons, CDO de badi, y Miguel Andrés, CTO de badi, explican qué tecnología se ha desarrollado desde la plataforma para estar a la cabeza de la evolución natural que el sector necesita.

La tecnología que transforma el sector inmobiliario

Badi surgió de la idea de estimar las probabilidades de match entre los inquilinos y propietarios, incluso antes de interactuar o conocerse entre sí. Por ello, la plataforma desde sus inicios desarrolló e implementó 8 algoritmos de machine learning con la finalidad de maximizar la probabilidad de coincidencia entre los propietarios y los inquilinos.

Con esta tecnología, han conseguido generar casi 20 millones de exitosas recomendaciones por parte de sus usuarios. Sin embargo, siempre van un paso más allá puesto que, constantemente están desarrollando ingeniería basada en características de los usuarios para mejorar las predicciones. Una de las últimas características que badi ha incluido es la dinámica de la coincidencia en el tiempo, que analizando los datos históricos llegan a entender mejor y a estimar las probabilidades de match en un futuro. En conclusión, este sistema de recomendación puede predecir los “matches” antes de que ocurran agilizando el proceso de la búsqueda de habitaciones.

Inteligencia Artificial (IA)

Esta tecnología nunca ha intentado profundizar sobre el comportamiento colectivo, pero ha resultado ser la manera más eficiente para hacerlo. La sociedad se encuentra en la era de la regulación general de protección de datos (GDPR), por ello, el comportamiento colectivo es la manera a través de la cual se pueden comprender las preferencias del consumidor y la IA es lo que permite sin interferir con el comportamiento individual.

Según Guillem Pons, CDO (chief data officer) de badi: “Una de las mayores ventajas de involucrar IA en el mercado del alquiler de viviendas es la capacidad de comprender realmente a una ciudad y a sus habitantes a través del conocimiento profundo de cada uno de sus barrios. Los datos juegan un papel integral en esta comprensión y podemos aprovechar los datos usando la IA, para asegurar que la gente encuentre la mejor solución de alquiler para ellos, en términos de compañeros de piso, propietarios, ubicaciones y mucho más”.

Una de las áreas en la que la IA ha sido particularmente beneficiosa es conectando a las personas entre sí en base a sus intereses. Mientras que antes dos personas se debían de conocer para unirse, la tecnología ofrece la opción de ir más allá, uniendo a personas que tienen afinidades comunes, pero no se conocen entre sí.

En badi utilizan algoritmos inteligentes para asociar a propietarios e inquilinos. Tras el análisis de los datos la app muestra una versión más verdadera de cuáles son las preferencias. Por ejemplo, una persona puede pensar que prefiere vivir con un hombre que trabaja, pero en realidad sus peticiones muestran que prefiere vivir con una mujer que trabaja. Cuando se trata de emparejar a los compañeros de piso; el hecho de entender cómo y por qué se empareja la gente, permite que la plataforma modifique aún más la IA y se dirija a personas que sabe que serán un buen compañero de piso para los demás.

A pesar de que desde sus inicios el propósito de la disciplina no es proporcionar datos sobre preferencias de la sociedad, las respuestas individuales ‘anónimas’ permiten conocer el comportamiento de los colectivos y definir nuevas tendencias.

La lucha contra el fraude

El entorno digital ha propiciado nuevas e ingeniosas prácticas para cometer fraude a empresas y ciudadanos. Para badi uno de los objetivos es erradicar todas las actividades fraudulentas de la app y proteger a sus usuarios. Su Sistema de Fraude está compuesto por dos piezas tecnológicas diferentes para prevenir este tipo de mal comportamiento, cada una de ellas enfocada en una etapa diferente del viaje del usuario.

La plataforma ha desarrollado un sistema de detección que utiliza datos históricos sobre estafadores (desde IP y dominio de correo electrónico hasta datos de comportamiento) para interferir en la probabilidad de que un nuevo usuario sea fraudulento desde la fase inicial (registro/identificación).

Asimismo, Miguel Andrés, CTO de badi explica que “hemos combinado las técnicas de Procesamiento del Lenguaje Natural (PNL) con el Aprendizaje Automático para poder identificar los patrones de los estafadores durante una conversación entre dos usuarios en tiempo real (casi al final del viaje del usuario)”. Tras la detección de un usuario en cualquiera de los algoritmos, los equipos técnicos y de datos se coordinan con los agentes de atención al cliente para prohibir proactivamente y evitar que este usuario produzca fraudes en la plataforma.

La implementación conjunta de esta tecnología convierte a badi en un mercado seguro, aportando así la mejor experiencia posible a todos nuestros usuarios.

Archivado en: Expositores