News

Comprar una vivienda sobre plano: cinco recomendaciones para acertar

31/08/2016

Aunque este método de venta de viviendas fue muy popular antes de que el mercado de vivienda se ralentizara, adquirir una vivienda sobre plano vuelve a ser una opción viable para muchos compradores, ya que la reactivación económica en general y del sector inmobiliario en particular, posibilita el inicio de nuevas promociones de viviendas a lo largo de casi todo nuestro país.

Comprar sobre plano puede ser una buena opción que tiene muchas ventajas, ya sea poder elegir cómo va a ser tu casa, ahorrar durante la construcción o empezar a invertir con tiempo suficiente para luego reducir la hipoteca a la que tengamos que hacer frente. No obstante, y aunque la legislación y la vigilancia para que no se repitan errores cometidos durante la época de bonanza constructora ayudan en la actualidad a los compradores, conviene tener en cuenta una serie de premisas si vamos a plantearnos comprar sobre plano.

Como primer paso y antes de desembolsar cualquier cantidad de dinero o reserva debemos comprobar que la empresa promotora que vende la casa es realmente propietaria del suelo donde se va a edificar, algo que se puede consultar fácilmente en el Registro de la Propiedad. Además, es importante también acudir al Ayuntamiento para indagar si esa construcción está autorizada y posee todas las licencias necesarias, empezando por la licencia de obras para poder iniciar la construcción.

 

Debes hacer comprobaciones sobre el solar, la solvencia de la promotora, las condiciones del contrato, para asegurarte que pagas por la vivienda que quieres tener.

Debes hacer comprobaciones sobre el solar, la solvencia de la promotora, las condiciones del contrato, para asegurarte que pagas por la vivienda que quieres tener.

 

Asegúrate además de conocer la solvencia y trayectoria de la empresa que comercializa la vivienda. Comprueba si es solvente, si ha pasado por algún proceso de refinanciación o concurso de acreedores, qué experiencia tiene en el sector…, es decir todos aquellos datos que nos puedan dar pistas sobre las garantías que ofrece esa promotora para llevar a buen término la construcción de nuestra casa.

Exige un recibo o comprobante de todas las cantidades que entregues antes de que la vivienda esté terminada, en el que debe constar además que tu dinero se ha depositado en una cuenta bancaria destinada solamente para fondos que se usen en la ejecución de ese proyecto. Es interesante también que averigües si la empresa promotora posee un seguro que te garantice la devolución de esas cantidades en el caso de que las viviendas no se construyan o se alargue el plazo de entrega.

Revisa el contrato exhaustivamente. En un contrato de compraventa de vivienda sobre plano tienen que estar especificados el precio final de la vivienda con impuestos (esta operación está sujeta al 10% de IVA), la fecha de entrega, el emplazamiento exacto de tu vivienda dentro de la promoción a construir, así como la memoria de calidades que se incorporarán a tu casa. Además, en el momento de la firma del contrato, debes exigir al vendedor los planos de la vivienda, ya que de esta forma estarás protegido frente a cualquier cambio que de manera unilateral pudiera realizar el promotor sin informarte.

Por último, no firmes las escrituras de compraventa hasta que te hayas asegurado que la vivienda está realmente acabada y tal y como se había diseñado y aceptado por ti en el contrato. Revisa bien todos los acabados de la casa, anexos y zonas comunes y, como última precaución, asegúrate de que posees la licencia de primera ocupación expedida por el Ayuntamiento para poder comenzar a vivir en tu casa.

Archivado en: Blog